domingo, julio 30

Vencer al Dragón

domingo, julio 30

Libro: Vencer al Dragón
Título original: Dragonsbane
Autora: Barbara Hambly
Género: fantasía épica
Editorial española: Sin Límites (abril 2017)
Año: 1985
Origen: EEUU
ISBN: 978-84-666-6158-4
Páginas: 413
Puntuación: 7
Reseña: Un terrible dragón se ha asentado en las proximidades de un reino y comienza a causar estragos. Por ello, el joven Gareth emprende un peligroso viaje hasta encontrar a John Aversin, glorificado en las baladas como el Vencedor de Dragones. Cuando Gareth conoce a Aversin, comprobará de primera mano que la imagen del héroe no coincide mucho con la preconcebida por las proezas entonadas en los cánticos populares. Finalmente, Aversin accederá a prestar sus servicios al rey, acompañado de la hechicera Jenny Waynest, su esposa. 

El desarrollo de la historia de Vencer al Dragón me sorprendió desde su inicio pues, al igual que Gareth, tampoco me esperaba que John Aversin, el Vencedor de Dragones, fuera una persona tan campechana. Una vez que Gareth conoce a Aversin, el libro se torna un poco pesado hasta que, por fin, marchan juntos hacia el reino donde se encuentra el dragón. A la llegada al reino, aunque experimenté varios altibajos y la lectura se me hizo algo abrupta, el argumento volvió a sorprenderme porque la aventura no era tan lineal como pensaba pues, además del dragón, Aversin y Jenny tendrán que enfrentarse a un peligro aún mayor. 

Aunque a priori pensaba que el protagonista de Vencer al Dragón era John Aversin, la auténtica protagonista es su esposa Jenny. Gracias a los hechizos de ésta, el grupo podrá avanzar más seguro hasta el reino hostigado por el dragón, y siempre estará alerta de cualquier imprevisto que pueda cernirse sobre ellos. Jenny no es una maga de primera categoría y, de hecho, se siente muy triste de no haberse dedicado en cuerpo y alma a su profesión para convertirse en mejor hechicera. Durante el desarrollo de su carrera profesional, Jenny tuvo que decidir y finalmente se dedicó a su familia, algo poco compatible con el tiempo que requiere el constante estudio de los magos. 

 Debido a lo anterior, es muy fácil que muchos nos identifiquemos con Jenny, pues todos tenemos aspiraciones y sueños que nos gustarían ver cumplidos. Pero no siempre gozamos del talento ni las oportunidades para alcanzarlos y, como Jenny, si queremos progresar en la consecución de los mismos, necesitamos dedicar mucho tiempo, lo cual es incompatible con muchos aspectos de nuestras vidas. 

 Con un buen uso de la tercera persona por parte de Barbara Hambly, Vencer al Dragón es una obra preciosa pero me ha desesperado un poco en algunas de sus narraciones y sus consecuentes altibajos. No por ello quiero dar a entender que esté mal escrito, pues las descripciones que aparecen son muy buenas, pero simplemente me hubiera gustado más si se compensara mejor el peso narrativo con los diálogos existentes. 

Vencer al Dragón puede dividirse en tres etapas bien diferenciadas. La primera es el encuentro de Gareth con Jenny y Aversin hasta que éstos deciden acudir al reino para derrotar al dragón. Una segunda parte es la llegada de los héroes al reino y la última la lucha contra el dragón y el desenlace. En las tres partes he apreciado altibajos que han ralentizado mi lectura, aunque confieso haberme sentido muy intrigado mientras avanzaba. 

Como podéis imaginar, el peso narrativo de Vencer al Dragón ha sido mi principal inconveniente, pero no por ello podemos pensar que todas las narraciones supongan un declive para la obra. Las descripciones de las magias me han parecido bastante conseguidas y diferentes a muchos títulos conocidos en los que abunda la magia, y se lanzan hechizos defensivos y ofensivos. Además, la magia de Jenny es distinta a la usada por el dragón y otros personajes que aparecen a lo largo del libro, aportando un toque notorio y distintivo. 

Lo que más me ha gustado de Vencer al Dragón ha sido su protagonista Jenny porque es muy fácil empatizar con ella y, por supuesto, el mensaje que se transmite a lo largo del libro y durante su final. El desenlace queda cerrado a la perfección, sin cabos sueltos ni libre interpretación por parte del lector. Un final que nos muestra el verdadero enfrentamiento contra un dragón, donde la magia se paga con magia y los dragones no engañan con mentiras, engañan con la verdad. 

Si sientes predilección por la fantasía épica, una protagonista con la que empatizar, vivir sus aventuras y adoras textos con un buen peso narrativo de calidad, Vencer al Dragón es tu libro. Un libro que ha generado grandes aportaciones al género de fantasía medieval y que nunca dejará de ser un referente.

3 comentarios:

Tamara López dijo...

No consumo mucho este género, así que lo dejaré pasar :)

Scarlet dijo...

Le tengo muchas ganas y, al leer vuestra reseña, me han entrado más todavía xD

Aura dijo...

¡Holaaa!

Pues me lo apunto que no tiene mala pinta y el género me encanta ^^

Un besito

La Estantería de Cho © 2014