martes, marzo 14

El muerto enfermo de amor

martes, marzo 14
Manga: El Muerto Enfermo de Amor
Título original: Shibito no koiwazurai
Género: Seinen, terror
Tomos: 1
Autor: Junji Ito
Editorial España: ECC ediciones (2016)
Editorial Japonesa: Asahi Shinbunsha (2011)
Puntuación: 9
Reseña: Ryusuke es un estudiante de instituto que, por motivos laborales de su padre, se muda a su ciudad natal. Aunque no está muy contento por el cambio de aires, muy pronto acaba reencontrándose en el instituto con amigos de su infancia. Eso le ayuda a ver con mejores ojos la ciudad de Nazumi, una ciudad caracterizada por la preponderancia de niebla densa en su climatología.

Además del tiempo neblinoso, en la ciudad de Nazumi existe una tradición muy popular entre los estudiantes a la que llaman adivinaciones callejeras. Éstas consisten en que una persona se sitúe en una esquina de una calle o cruce y, tapándose el rostro, solicite una adivinación a la primera persona que se cruce en su camino. Las adivinaciones suelen tratarse de una respuesta o consejo a seguir ante inquietudes de quien las solicita como, por ejemplo, saber si el amor que siente será correspondido.

Las adivinaciones callejeras son el principal motivo por el que Ryusuke odia la ciudad de Nazumi. De pequeño tuvo una rabieta con sus padres y, al salir enojado de su casa, una mujer embarazada le instó a realizar una adivinación callejera. La adivinación que aportó Ryusuke fue tan negativa que la mujer acabó suicidándose, y es imposible para él, regresar a la ciudad de Nazumi sin que ese pasado le atormente.

Nos encontramos ante un manga de Junji Ito, a quien considero como el mejor mangaka que existe del género de terror. Sus historias juegan con el terror psicológico y suele recurrir a ciertas tradiciones del folclore oriental para llevarlas a su terreno y transformarlas en historias de infarto. Su dibujo es impresionante, muy acorde al género seinen, porque en sus trazos encontraremos mucho dibujo y sombreados por parte del autor, y un escaso uso de tramas. Dicho en otras palabras, Junji Ito acerca sus trabajos al dibujo artístico, y este es un aspecto que se palpa en cada página de El Muerto Enfermo de Amor.

La caracterización de personajes es sublime. Aunque los arquetipos de sus protagonistas siempre se repiten en todas sus obras y, como es de imaginar, parece que los personajes principales están siempre presentes en todos sus mangas, quiero destacar el dibujo de los rasgos faciales de los mismos. En este manga apreciaremos unos trazos excelentes para demacrar los rostros de los personajes, presentando una gran facilidad por parte del autor para no solo mostrar sus sentimientos, sino deteriorar paulatinamente los rasgos de una persona saludable, pasando por ojeras, adelgazamiento, ojos con expresión de locura... hasta convertir el personaje en un espectro nauseabundo.

Además del gran apartado gráfico al que Junji Ito tiene acostumbrados a sus fans, quiero recalcar que me ha encantado la historia de este manga. Es uno de esos títulos que consigue atraparte desde sus primeras páginas, y no puedes parar hasta que lo terminas. Este manga me ha impactado y gustado tanto como lo hizo Uzumaki, mejor obra de Junji Ito, la primera vez que la leí.

Este manga autoconclusivo está compuesto por un total de cinco capítulos donde avanza la trama de un modo lógico y ordenado. Ryusuke tendrá que enfrentarse a su pasado mientras ve cómo las adivinaciones callejeras están a la orden del día y hechos espantosos girarán en torno a ellas.

Un apunte importante sobre este manga es que cuenta con una versión cinematográfica y, aunque el propio Junji Ito forma parte del equipo de guión de la película, la historia de ambas versiones conservan sus diferencias. En mi opinión, el manga es mucho más cercano que la película porque se cuentan varias historias de terror relacionadas, siempre girando en torno al protagonista. La película, en cambio, no se anda con rodeos, centrándose todo lo posible en las adivinaciones callejeras, y cuenta con una protagonista femenina.

El Muerto Enfermo de Amor supone todo un soplo de aire fresco para los aficionados al manga de terror y un resurgir por parte de Junji Ito que, cuando nos hacía pensar que se había acomodado en unos trabajos notables, ahora consigue una matrícula de honor muy a la altura de sus grandes clásicos.

Otras reseñas relacionadas: 

8 comentarios:

Tamara López dijo...

Este sí que me lo apunto, me ha llamado mucho la atención :)

Luen dijo...

Gracias por la reseña, este será el siguiente que caiga.

Atrapada dijo...

Parece bastante interesante pero aún no he leído ningún manga, creo que tengo que ponerle remedio =)

Galena dijo...

¡Hola!
Pues yo no he leído mucho manga en mi vida, la verdad, no suelo tener la oportunidad, pero tiene buena pinta, aunque no me llevo muy bien con el terror ^^
¡Saludos!

Marya dijo...

¡Hola! No es para nada de los míos así que lo dejaré pasar. Un besote :)

Atalanta dijo...

TEngo ganas de leer algún manga de terror, pero luego nunca me animo... Este me ha llamado la atención.
Besos.

Bianca Grenouille dijo...

Hola :D. Le tengo muchas ganas a este manga. Bueno, en general a las obras de este mangaka, solo me leí Uzumaki y me gustó bastante, así que se que terminaré leyéndolo ^^, espero que me guste mucho.

¡Besitos!

Scarlet dijo...

Uzumaki me gustó, aunque no de forma loca. De todas formas... ¡apuntado queda! Aunque por el título que tiene, dudo que me lo lea en horas nocturnas xD

La Estantería de Cho © 2014